Silla de ruedas

Silla de ruedas eléctrica y manual

Las sillas de ruedas disponibles en la actualidad han aumentado mucho tanto en modelos como en la elección de sus complementos. Los usuarios actuales de sillas de ruedas tienen tantas opciones que resulta muy fácil hallar la adecuada según las necesidades de cada uno. Incluso a veces se necesita de la ayuda de especialistas para decidirse. Por ello, más abajo te dejamos una lista de los diferentes tipos de sillas de ruedas, para que cuentes con toda la información posible antes de comprar.

♿ Silla de ruedas todo terreno

Estas son quizás, las que más han evolucionado a lo largo del tiempo. Podemos ver que tienen unas ruedas neumáticas resistentes y especiales para cualquier superficie. Están hechas para superar obstáculos de todo tipo. Poseen características específicas, tales como motores de gran potencia y baterías de muy larga duración, suspensiones reforzadas y neumáticos con la última tecnología. Todo esto ha hecho que esta silla de ruedas sea una de las preferidas para las personas que disfrutan de la aventura y las actividades al aire libre.

♿ Silla de ruedas manual

Estas sillas de ruedas son propulsadas a mano, por la fuerza muscular de la misma persona que la utiliza. También pueden ser conducidas o empujadas por un acompañante. Existen michos tipos de sillas de ruedas manuales, donde la mayor diferencia es el material con el que están fabricadas. Este va desde el más normal y conocido (metales) hasta el ultraliviano, como por ejemplo el titanio o la fibra de carbono.

⚙ Según el uso se pueden clasificar en:

  • Silla de ruedas de transporte
  • Silla de ruedas manual abatible
  • Silla de ruedas manual rígida

⚙ Según su peso podemos clasificarlas en:

  • Silla de ruedas manual ultraligera
  • Silla de ruedas manual ligera
  • Silla de ruedas manual estándar
  • Silla de ruedas manual reforzada

⚙ Según su material encontramos las siguientes:

  • Acero
  • Aluminio
  • Titanio
  • Fibra de carbono

♿ Silla de ruedas eléctrica

Las sillas de ruedas motorizadas son controladas por el usuario o por un asistente cercano por medio de un mando tipo joystick. Suelen ser utilizadas por personas con discapacidad severa con una pérdida de movilidad importante. Pueden tener varios accesorios adaptados para las necesidades de cada persona. Que van desde un simple posavasos hasta componentes más complejos como un respirador, un dispositivo del habla y controles e interruptores especializados.

También cuentan con muchas opciones de posicionamiento para la correcta alineación y sostén del cuerpo. Se pueden elegir con tracción delantera, trasera o central. También existen unas sillas más compactas y con menos peso que llevan un sistema más avanzado, para personas con más movilidad. Si bien pueden tener más inconvenientes que las sillas manuales, no dejan de ser una ayuda ideal para personas con paraplejias irrecuperables. Entre estos problemas técnicos podemos mencionar que: las reparaciones suelen ser caras, el ancho general no permite que pasen por una puerta angosta (de 60cm por ejemplo), para su traslado hace falta una furgoneta adaptada, aunque cabe perfectamente en transportes públicos, como el bus o el metro y normalmente su precio no baja de los 3000 euros.

La duración de las baterías depende del modelo y la marca, el uso que le demos, nuestro peso y el terreno por donde pasamos. Sin embargo, no debemos dejar que estos detalles nos impidan comprarla, ya que ahora son cada vez más potentes y con las nuevas tecnologías ya casi no causan problema alguno.

♿ Sillas de ruedas pediátricas

Estas sillas están diseñadas específicamente para niños y suelen hacerse a medida de la persona. Pueden equiparse fácilmente con dispositivos de posicionamiento y componentes similares a los de una silla eléctrica. En la mayoría encontraremos ajustes, como la altura del respaldo, el ancho del asiento, la altura del apoyabrazos y el reposa piernas, que nos permiten continuar usándolas por más tiempo según el crecimiento de cada niño.

Es importante que el niño se sienta cómodo, tanto si la maneja el mismo como si lo lleva un acompañante. Estas sillas vienen en colores vivos y decorada de acuerdo a los gustos de cada uno. Lo que contribuye en gran medida, a que el niño se sienta más a gusto y así desarrollar más su autoestima y confianza en sí mismo/a. La mayoría de los fabricantes de sillas de ruedas pediátricas nos ofrecen una línea de accesorios muy divertidos.

♿ Silla de ruedas para posicionamiento

Las funciones como la respiración, la digestión, la circulación y la función cardíaca no dejan de funcionar nunca. Y es por eso que la posición y el movimiento pueden tener un gran impacto en nuestra salud. Para ello están las sillas de ruedas de posicionamiento. Otra razón importante para cambiar de posición mientras se está en una silla de ruedas es aliviar la presión sobre las diversas partes del cuerpo, que son propensas a las temidas llagas, úlceras o heridas que tardan tanto en curarse. Por eso podemos referirnos a este tipo de sillas como promotoras del bienestar, si la persona no posee una gran movilidad. Estas sillas pueden inclinarse hacia adelante o hacia atrás sin cambiar el ángulo de asiento y el respaldo, para que la persona no se caiga. También pueden reclinarse en diferentes medidas, ideal para la espalda. Se pueden elevar los posa pies hasta lograr una posición recta, lo cual contribuye a nuestra circulación. Existen sillas que combinan estos movimientos y muchos otros según lo que necesitemos.

♿ Silla de ruedas deportivas

Desde los inicios de los deportes en silla de ruedas han pasado ya muchos años, y las modificaciones han ido mejorando cada vez más. Tomando como base una silla de ruedas normal y adaptándola a cada deporte. Hoy en día, los fabricantes se esfuerzan por lograr sillas deportivas adecuadas a cada persona. Y las diseñan con características especiales y para deportes específicos, como el baloncesto, el tenis o las carreras.

♿ Silla de ruedas de mano

Se trata de una sillas que se manejan con unos pedales de mano, ubicados frente a la persona, y no a los lados. La mayoría son similares a un triciclo, con dos ruedas traseras y una delantera que se mueve gracias al esfuerzo de los brazos. Algunas pueden venir con motor. Podemos encontrar modelos que van desde los más básicos para un uso cotidiano hasta otros más complejos y de alto rendimiento que sirven para las grandes competencias.

♿ Scooter

Estos son como un ciclomotor con la diferencia de que el usuario va sobre un asiento más amplio y cómodo, que pueden girar para facilitar el acceso. También se les conoce scooter eléctrico. Estos dispositivos han evolucionado desde los modelos de tres ruedas hasta modelos de cuatro o cinco ruedas, lo que le proporciona una mayor estabilidad al scooter. Muchos se pueden desarmar para poder ser transportados en el baúl de un coche. Poseen sistemas de iluminación y bocina. El primer scooter fue probablemente uno que se ofreció en 1954. Como cualquier otro tipo de silla de ruedas, los Scooter han evolucionado en muchos tipos diferentes.

♿ Bipedestador o Silla de ruedas de pie

Existen algunas sillas de ruedas que permiten a la persona ponerse totalmente de pie, por medio de un elevador con amortiguadores muy potentes. Esto no solo sirve para alcanzar cosas que están a mayor altura, sino que también es una posición que fisiológicamente resulta muy saludable, como ya hemos mencionado en las sillas de posicionamiento. El hecho de estar de pie conlleva otros muchos beneficios. Como por ejemplo, nos permite estar a la altura de la persona con la que estamos hablando. Este tipo de sillas tienen la desventaja de que suelen ser muy caras y debemos tener en cuenta que posee una serie de correas de seguridad atadas a nuestro cuerpo para evitar caídas cuando estamos en posición vertical. Estos modelos de silla son pesados dada la cantidad de motores que lleva. Y como cualquier unidad compleja, pueden resultar un tanto costosas de reparar.

♿ Silla de ruedas para la playa

Normalmente se aconseja mantenerse alejado de la arena, dado que provoca daños en los mecanismos de cualquier silla de ruedas. Y para ello se ha creado una silla específica para andar sobre este tipo de superficies. Con la cual podemos disfrutar de un día de playa sin la preocupación de deterioros. La mayoría de estas sillas tienen ruedas grandes que evitan que se hunda en la arena y sus materiales son más resistentes, para poder soportar climas de verano o la sal del agua de mar.